Jueves 29 de Octubre de 2020

Un lugar lleno de historia para disfrutar de la naturaleza correntina, entre amigos y familia.


Santa Ana se encuentra ubicada a 15 kilómetros de la capital de la provincia de Corrientes, en el departamento San Cosme. 

La localidad es elegida por los turistas gracias a sus antiguas casonas coloniales, ubicadas alrededor de la plaza central, siendo las más destacadas: La Casa de la Tradición y La Pulpería. A su vez, uno de los panoramas que hace a la ciudad de una belleza inigualable, son sus pintorescas calles de arena.

El nombre Santa Ana de Los Guácuras, proviene de onomatopeya del canto de las gallinas paccá, las cuales son iconos del escudo local.

La historia de la población se remonta hacia el siglo XV, cuando los indígenas vivían en Concepción de Bermejo, provincia de Chaco. En 1630 los despojaron de sus viviendas, siendo trasladados a la ciudad de Santa Ana, en donde construyeron la Capilla de Santa Ana en 1771, la cual se convirtió en un atractivo turístico para los visitantes del pueblo.

La capilla fue remodelada en 1889 y en la actualidad perdura la fisionomía, incluyendo la torre de campanario, el purgatorio y la imagen de la Virgen Dolorosa, realizada artesanalmente por los aborígenes. 

Los que visiten Santa Ana podrán disfrutar de varios paisajes y paseos inolvidables, como la laguna ubicada en la entrada de la ciudad, la cual se puede apreciar accediendo a los campings que se encuentran a su alrededor, los cuales disponen de todos los servicios para que los turistas estén cómodos: parrilla, piletas para lavar, agua, luz eléctrica, sanitarios, canchas de fútbol y voley. 

Siguiendo la historia de la localidad, los visitantes pueden conocer el Trencito Económico, llevado en el año 1890, cuya velocidad máxima era de 20 kilómetros por hora. En la actualidad quedan como testimonio dos máquinas con sus respectivos vagones.

El verano de este paraíso natural, te permite vivir una tarde llena de sol y playa. Las dos lagunas, llamadas Sauce y Abán, convierten al sitio en un lugar ideal para refrescar las tardes calurosas, disfrutando del agua, las playas y los balnearios.

A las orillas, los turistas gozan del sol, realizan actividades acuáticas y pasan una tarde entre familia y amigos. 

Para los apasionados del turismo aventura, Santa Ana propone actividades como el trekking o el mountain bike. Además en la cercanía de la laguna, podrán maravillarse con la multiplicidad de aves que se encuentran en su hábitat natural, preciosas para realizar fotografías. 

Otro de los lugares que los turistas deben visitar es la Fábrica de Cuchillos Artesanales, propiedad de Hugo Alberto Sartirana, quien vive en la localidad desde 1992 y se dedica a diseñar cuchillos a mano en acero inoxidable, en bronce o acero. Las piezas las entrega en funda de pana o en caja de madera. 

Aquellos que decidan visitar la localidad a principio de año, podrán presenciar la festividad de “Semana Santa”, en donde se realiza el Vía Crucis, el cual es un verdadero espectáculo de peregrinos que recorren la ruta para dar las gracias a la Virgen de Itatí. 

Los que conozcan la ciudad en julio, encontrarán las “Fiestas Patronales Santa Ana” de los estudiantes y los abuelos. Inicia con el Novenario y termina con una misa alrededor de la Plaza General San Martín. 

Santa Ana ofrece una exquisita belleza natural y la posibilidad de disfrutar del turismo alternativo durante todo el año.