Sábado 31 de Octubre de 2020

LA CARRERA DE R ALLY RAID MÁS EXIGENTE DEL MUNDO LLEGA POR UNDÉ CIMA VEZ CONSECUTIVA A MÉRICA DEL SUR. ENTRE EL 6 Y EL 17 DE ENERO, PILOTOS EXPERTOS RECORRERÁN DIEZ ETAPAS A TRAVÉS DE LAS MONTAÑAS DE PERÚ.

El rally más famoso del mundo vuelve este año recargado con la participación de nuevos campeones y un escenario ciento por ciento andino. El dato de esta edición, que se llevará a cabo entre el 6 y 17 de enero, es el regreso, después de tres años ausente, del piloto norteamericano Robby Gordon, dueño de uno de los palmares más impresionantes en la historia del Dakar. En 2005 ganó una etapa en la categoría coches a bordo de un Volkswagen Touareg y se convirtió así en el primer americano en lograr tal hazaña. Gordon, un habitual piloto de NASCAR, en 2009 terminó tercero en la general y en el 2015 se convirtió en leyenda al ganar 10 etapas. Ahora vuelve con un objetivo modesto pero la presión de ser uno de los favoritos en coches: “Voy a Perú a aspirar a la clasificación general”, afirmó, quitándose la expectativa general de verlo en el podio.

La primera etapa, Lima-Pisco, tendrá este año un ingrediente especial. En atención al gran número de abandonos que se registran tras la partida, el Dakar definió que este año los coches, los side by side (SxS) y los camiones que sufran desgracias prematuras podrán seguir en el rally, aunque ya no en el segmento central sino en una competencia paralela cuyos participantes se identificarán con una chapa naranja.

Este formato de carrera de circuito natural, largo y por etapas se inició en 1977, cuando el francés Thierry Sabine se perdió con su moto en el desierto de Libia, durante el rally Abidjan-Niza. Sabine quedó fascinado por el entorno y el desafío de correr en esas condiciones y decidió darle impulso a lo que hoy todo el mundo conoce: el rally más exigente y peligroso del mundo. No en vano el lema de la competencia sigue siendo “Un desafío para aquellos que parten. Un sueño para quienes se quedan”.

En 2009, el Dakar llega por primera vez a Sudamérica, corriéndose la 31a edición en Argentina y Chile. En aquella carrera fundante ganaron Marc Coma, en motos, Josef Machacek en quads, Giniel De Villiers en coches y Firdaus Kabirov en camiones. En total participaron 113 motoristas, 13 pilotos de quad, 91 equipos de coche y 54 de camión. Aquel año fue también la consagración del argentino Marcos Patronelli en quads, quien quedó segundo en la clasificación general después de una carrera brillante.

ENTRE LOS 534 PILOTOS QUE PARTICIPAN, HAY 135 QUE LO HACEN POR PRIMERA VEZ EN LA CATEGORÍA MAYOR DE RALLY Y 17 MUJERES.

El epicentro de esta edición del Dakar será la capital peruana, Lima. Allí, a principios de diciembre, se presentó el circuito correspondiente a esta carrera. Serán más de cinco mil kilómetros en 10 etapas, de los cuales el 70 por ciento es sobre arena. Será un circuito muy exigente, y seguramente con muchos abandonos, pero también de final imprevisible porque la arena complica a los pilotos más preparados.

También este año se reforzarán las medidas de seguridad, tanto de los pilotos como de los espectadores. Con respecto a estos últimos, se difundirán a nivel masivo las reglas para presenciar el evento; básicamente, no abandonar los sectores designados para la observación. Atendiendo a las normas de la organización sólo queda maravillarse con el show.