martes, junio 28, 2022

Lagos del sur argentino

La provincia de Neuquén ofrece un corredor turístico con imponentes montañas, majestuosos lagos y mágicos bosques milenarios.


Los centros que integran el Corredor de los Lagos en la Provincia de Neuquén, desde el extremo norte del corredor hacia el sur, son: Villa Pehuenia, Aluminé, Piedra del Águila, Junín de los Andes, San Martín de los Andes, Villa Lago Meliquina, Villa Traful, y Villa la Angostura.

En esta oportunidad, desde Un Camino, les vamos a presentar Piedra del Águila, destino que se encuentra emplazado sobre la Ruta Nacional Nº 237, casi a mitad de camino entre Bariloche, San Martín de los Andes, y la capital neuquina. Es la ciudad cabecera del Departamento Collón Curá, y posee una infraestructura hotelera, gastronómica y de servicios, preparada para brindar todas las comodidades al turista que llega hasta aquí en su viaje.

Además de funcionar como paraje de descanso, la localidad cuenta con sus propios atractivos, entre ellos, las excelentes condiciones para la pesca deportiva demostradas en el sector del río Limay y aguas abajo del Embalse que repite el nombre local. Truchas y percas son las especies más codiciadas en estos pagos donde las modalidades de pesca son con mosca, spinning liviano y embarcado.

Foto: Neuquén Turismo.

En lo que hace a los espacios públicos de pesca los mismos se centran en la represa Piedra del Águila, el perilago Kumelkayen y parte de la represa Pichi Picún Leufú. En todos los casos se puede contratar un servicio de guías de pesca habilitados.

El río Limay es otra posibilidad, ya que está ubicado a pocos kilómetros del destino, es un lugar donde se pueden realizar pesca y embarcaciones. Se llega a través de varios puntos de acceso que pertenecen a estancias privadas cuyos propietarios permiten el paso gratuitamente o por un costo muy bajo. Siempre la modalidad es la pesca deportiva, por lo tanto es una pesca con devolución. Con una pendiente aproximada de un metro por kilómetro, el Limay es muy atractivo para los especialistas de la pesca deportiva por el perfil maduro y el gran caudal que allí se desplaza.

Foto: Neuquén Turismo.

Un cordón montañoso de singulares formas bordea la localidad de Norte a Sur. Es de formación Rocosa, sin vegetación y de color rojizo. En estas particulares Piedras se han tallado por ejemplo, la Madre india y el Niño, y la Cabeza del Indio en la década del ‘70. Dichas formaciones pertenecen a la era terciaria, se trata de basaltos de 70 millones de años de antigüedad.

La vegetación dominante es la estepa arbustiva donde crecen gramíneas y herbáceas muy apetecibles para el ganado. Entre los animales encontramos liebres, roedores, zorros, peludos, piches y guanacos.

Foto: Neuquén Turismo.

Los viajeros también pueden conocer la central hidroeléctrica Piedra del Aguila, emplazada sobre el río Limay a 25 km, en el paraje denominado Villa Rincón Chico y que posee hoy una capacidad de evacuar 14.000 metros cúbicos por segundo. A diferencia de las otras represas de la provincia, posee un impresionante dique de hormigón, de 173 metros de altura, que contiene un embalse estacional de 24.000 hectáreas. Su eje se extiende desde la margen izquierda en dirección perpendicular hacia el centro del cauce, girando luego suavemente hasta encontrar el estribo en margen derecha, formando un embalse de 292 km2.

Foto: Neuquén Turismo.

Otro de los atractivos es el Museo Arqueológico, que abrió sus puertas en abril de 1998, y cuenta entre sus materiales expuestos una importante muestra de la secuencia cultural de la Cueva Traful I; restos faunísticos e instrumentos hallados en el Alero Arias y el Alero del Puente; piezas referentes a la ocupación humana del continente americano, y otros datos que reflejan la actividad arqueológica en el mismo. También reúne objetos relacionados a la historia de la localidad, incluyendo las primeras instituciones que se radicaron en la zona: Correo, Juzgado de Paz, Iglesia Nuestra Señora del Camino, Policía; y una pintoresca reseña de los primeros almacenes de Ramos Generales. Hay además muestras rotativas de colecciones de estampillas, fotografías, monedas.

Por último, a 5 kilómetros de la ciudad, se encuentra el balneario “Kumelkayen” –de aguas cristalinas- el cual se promociona y presenta en toda la región con orgullo. Una costanera con más de 250 mts de iluminación, rodeado por una contundente parquización que contrasta con el ambiente paisajístico desértico natural de la región. Cuenta con una amplia variedad de servicios como baños y duchas públicas, una confitería, oficina de informes turísticos, un camping con parrillas, estacionamiento y guardería de lanchas.

Foto: Neuquén Turismo.

Un playón de grandes dimensiones donde se puede disfrutar de actividades culturales y deportivas diversas, como fútbol, vóley, patín, bicicletas, entre otros, con la cual se aprovecha estratégicamente la topografía y la vista panorámica imponente. Un fogón criollo para eventos populares, un muelle para avistajes de aves, muro perimetral rodeado la costanera como medida de seguridad.


Más información: neuquentur.gob.ar.

NOTAS RELACIONADAS