Jueves 22 de Octubre de 2020

En la mayoría de los países se puede disfrutar de la pizza. En algunos, es el alimento que más predomina en las casas. Es un plato que se adapta a todos los gustos y a cualquier situación, se puede consumir en los hogares, en la calle o en un restaurante. A su vez, es una de las comidas más elegidas por los turistas, gracias a la facilidad de poder saborearla mientras recorren la ciudad.  


La pizza argentina se puede disfrutar en todas las provincias de nuestro país. La mayoría de ellas comparten una misma receta, que se volvió tradición a lo largo de los años. 

Este alimento llegó a Argentina a mediados del siglo XIX, junto con los inmigrantes que forjaron muchos de los aspectos culturales que hoy en día conocemos. Los italianos que arribaron en nuestro territorio, trajeron consigo un sin fin de tradiciones que se mecharon con las ya existentes, creando costumbres nuevas. Una de ellas fue la pizza. 

Pizza argentina

Los habitantes italianos al instalarse en nuestro país nos regalaron la receta de este delicioso plato. Pero nosotros le dimos un plus diferente. La pizza argentina tiene características propias.

La elaboración es diferente, ya que se utiliza más levadura, lo que conlleva a la producción de una masa esponjosa con base de mayor grosor. Sin embargo, la distinción fundamental es la gran cantidad de mozzarella que cubre toda la superficie, deslizándose hasta los bordes, en donde el queso se gratina y se vuelve crocante.  

Además la cocción varía según los gustos de cada uno: al horno, a la piedra, a la parrilla o al molde. 

“La variedad es la madre del placer”

Al cocinar pizza se puede experimentar, probar y mezclar varios sabores. Los más clásicos son: mozzarella, especial, napolitana, calabresa y fugazzeta. 

Como siempre sucede en la gastronomía, se puede innovar e inventar nuevas recetas. Por ello, desde Un Camino, vamos a ofrecerles una receta clásica de pizza para que puedan disfrutar en familia y renovar los gustos. 

Recta pizza mozzarella

Ingredientes:

  • Harina 0000
  • 50 gramos de levadura
  • 750 cc agua 
  • 1 cucharada de sal
  • 1 cucharadita de azúcar
  • Salsa
  • Mozzarella

Preparación: 

  1. Disolver la levadura en agua tibia.
  2. Preparar la salsa a gusto.
  3. Mientras se cocina la salsa, en un bowl colocar la harina, junto con la sal y la pizca de azúcar. Integrar. 
  4. Agregar el agua y la levadura.
  5. Mezclar todos los ingredientes y amasar.
  6. Separar la preparación en cuatro y dejar elevar por media hora.
  7. Luego pasados los treinta minutos, estirar sobre un molde para pizza y colocar la salsa. Cocinar hasta que la masa esté dorada. 
  8. Agregar la mozzarella y llevar nuevamente al horno hasta que el queso comience a gratinar. 
  9. Una vez lista, agregar orégano y aceitunas a gusto.